sábado, 27 de novembro de 2010


PREPARÁNDONOS PARA EL AMANECER PLANETARIO

12 PASOS.

Quiero compartirles unos apuntes ... nos estamos acercando al 2012 y aunque hay muchas teorías al respecto algo es sumamente claro y es que está pasando algo tremendamente grande allá afuera (EL SOL) sin minimizar el hecho de que cada uno de nosotros puede dar fe de los cambios internos y la aceleración a la que estamos sometidos por benéficas influencias.
Ya nadie duda de que nos estamos acercando a un momento inexorable de nuestra historia como especie. Ni los escépticos pueden negar que algo está sucediendo a nivel planetario, algo que va mas allá de los conflictos sociales y ecológicos, o la transformación del paradigma científico.

Para los que vivimos esta realidad como una experiencia energética de expansión y conexión, los tiempos se han ido acelerando. Crecimientos abruptos, ruptura de vínculos, desaparición de dolencias casi sin mediar tratamiento, percepciones acrecentadas, sincronicidades sin límite.

Parece que estuviéramos viviendo en un parque de diversiones monumental en donde de pronto se han activado todos los efectos especiales, mientras nosotros probamos todos los juegos a la vez.

A veces es divertido, a veces es estremecedor, pero allí seguimos, encontrándole un propósito a cada experiencia, sintiendo cada momento como si fuera el último.

Algunos han encontrado su propia brújula para mantenerse en eje. Otros, recién ahora se están dando cuenta de que necesitan una antes de que la realidad se termine de desmoronar sobre sus cabezas.

Desde esta editorial, hoy, quiero sugerirles doce pasos para no sucumbir al advenimiento del 2012.

1. MEDITACION DIARIA
Ayer era recomendable, hoy es imprescindible. La meditación diaria es el combustible de nuestro cuerpo y nuestra alma para recorrer este tiempo. Háganlo de manera simple: tres fases, respiración consiente, relajación corporal, llegada de luz. Cuanto más simple, mas fácil será incorporarla como hábito

2. INTENCION CLARA
No podemos continuar viviendo cada día como quien se sube a un avión y le dice al piloto: llévame adonde quieras. Necesitamos un mapa. Cada mañana, escriban en sus cuadernos cuatro cosas: la intención del día, la intención del mes, la intención para el año, y la intención de toda la vida. Puede que vaya cambiando diariamente, pero va a sostener sus acciones.

3. REGISTRO DE SUEÑOS
Nuestros sueños nos están guiando en la dirección de nuestra evolución. Siempre lo han hecho, pero ahora se ha vuelto mucho más necesario que prestemos atención a lo que dicen. Practiquen la memoria del sueño, registren aunque no lo entiendan, compártanlos con otros.

4. DESAPEGO RADICAL
Antiguas relaciones y personajes del pasado se están presentando en nuestro campo. El propósito es que terminemos de cerrar todos los cabos sueltos, desapegándonos de aquello que refleja nuestra antigua forma de ser. Despídanse de manera genuina, con cartas de despedida que incluyan: agradecimiento, perdón y asumir la responsabilidad del corte. Descubrirán que reciben a cambio una energía extraordinaria.

5. REDES SOCIALES
Reúnanse con sus pares, con aquellos que comparten esta filosofía de vida. El cambio nos encontrará reunidos. Participen en eventos, exposiciones, meditaciones globales, foros...manténganse conectados. Asistan a cursos, seminarios. Generen sus propios círculos sagrados.

6. RITUALES CON LA TIERRA
La Madre Tierra está evolucionando junto con nosotros. De hecho, ella es la iniciadora de este movimiento y la razón fundante de que estemos girando hacia un destino superior. Es la nave que nos lleva a través del cosmos. Hagamos rituales de la manera más simple y universal: dejando una ofrenda de alimento y amor, a ella y sus criaturas.

7. TIEMPO EN LA NATURALEZA
Salgan al sol, aunque sea en la terraza, aunque esté lloviendo...tomen contacto con la energía natural en toda oportunidad que tengan. Caminen en lugar de tomar un taxi, observen las señales del viento, las plumas, las nubes. Cárguense de vitalidad y pureza.

8. ARTE
Exprésense creativamente, aun cuando sientan que no tienen capacidad artística. El arte es una cualidad inherente a la especie, solo que nos han condicionado para aceptar solamente ciertas formas creativas. Pinten, modelen, dibujen, canten, dancen, actúen. Háganlo solos o con otras personas pero permitan que el alma hable en su propio código, que es el del arte.

9. AFERRENSE A SUS SUEÑOS
Cada alma tiene un sueño, y ese es su Norte. Encuentren lo que los hace felices y sigan su huella. Abandonen definitivamente todos aquellos prejuicios y creencias limitantes que les dicen lo que "es posible" y lo que no. Cuando lleguemos al momento que nos espera como especie, no nos servirá de nada haber hecho las cosas según "se esperaba de nosotros". Encuentren su misión Ya mismo.

10. LIMPIEZA KARMICA
Nuestros campos de energía están llenos de residuos que ya no son funcionales a nuestro crecimiento. En otras épocas, tal vez nos hubiera tomado años comprender y transmutar esos restos de experiencias kármicas. Hoy, la aceleración y los cambios en nuestro ADN hacen estallar las cristalizaciones antiguas. Limpien lo que queda de ellas con trabajo de chakras, sanación con sonidos, trabajo energético o lo que tengan al alcance.

11. DESCANSO
Todo este devenir produce en nosotros un desacostumbrado cansancio. La materia es más lenta a la hora de ajustar su dinámica a la de la conciencia. Protéjanse descansando lo suficiente, y más. Si pueden, tomen una siesta cada tanto, no importa el momento del día. Si no pueden, reemplacen alguna salida "de compromiso" por tiempo para ustedes, relajación y silencio reparador.

12. ASISTENCIA SUPERIOR
Estamos siendo acompañados por entidades espirituales de distintos colores y frecuencias, pero con el mismo gran proyecto: ser testigos del maravilloso momento en que una especie transita de una dimensión a otra (si! somos nosotros!). Hasta cierto punto, pueden ayudarnos con conexiones amorosas, estímulo e inspiración.

sexta-feira, 19 de novembro de 2010

BRASIL, CENTRO DA CIDADANIA PLANETÁRIA


BRASIL, CENTRO DA CIDADANIA PLANETÁRIA

O Conselho Mundial de Cidadania Planetária, em parceria com a
Faculdade Antônio Propício Aguiar Franco, de Pium-TO (município detentor
de 50% da Ilha do Bananal), entregará 91 Títulos Acadêmicos
Honoríficos de Cidadania Planetária para empreendedores sociais de todo
o planeta, que atuam em atividades integradas com filosofia,
tradições, nova ciência e espiritualidade pura, ou balizados pela Carta
da Terra de 2000.

Os integrantes do Projeto Voo da Águia
foram mapeados em 5 meses de intensa mobilização em redes pela
internet e pelos Embaixadores do Conselho Mundial de Cidadania
Planetária, dispostos em 8 países e 4 continentes. A entrega dos prêmios
aconterá entre 29 de novembro e 03 de dezembro, em Pium-TO.
Estrutura do Conselho Mundial de Cidadania Planetária:
- 91 Cidadãos Planetários (+ os 11 da primeira etapa 2010, em Junho = total de 102)
- 32 Embaixadores
- 7 Guardiões da Terra
O Conselho está, entre gestões de Embaixadores e Cidadãos Planetários,
reconhecido em 8 países (EUA, Brasil, Argentina, Colômbia, Finlândia,
Espanha, Alemanha, Índia) e 4 continentes (Europa, Oceania, Ásia e
América).
Maiores informações em http://conselhomundialcidadaniaplanetaria.blogspot.com/

quarta-feira, 10 de novembro de 2010

EXOCIÊNCIA Uma nova forma de ver o Universo

video

SOBRE A MUDANÇA CLIMÁTICA, O GOVERNO BRASILEIRO E OS POVOS INDÍGENAS





A Articulação dos Povos Indígenas do Brasil (APIB), considerando a contribuição milenar dos nossos povos proteção e preservação da Mãe Terra, da biodiversidade, de milhares de espécies animais e vegetais, das reservas de água doce, de plantas medicinais e no enfrentamento das mudanças climáticas, entre outros feitos, rechaça a visão reducionista que vê em nossos territórios apenas depósitos de carbono, potencialmente lucrativos, nem sempre para as nossas comunidades. As nossas terras são o nosso lar, a base de sustentação da nossa identidade e cultura e da nossa convivência com outros seres vivos e demais elementos da Natureza.


Por tanto recusamos o olhar mercantilista com que mais uma vez agentes externos, nacionais ou internacionais, se aproximam de nossos territórios e povos, incentivando-os a se envolver em potenciais negócios milionários, sem antes entender a complexidade das mudanças climáticas, além de seus efeitos ou impactos, considerando a história e o contexto da atual crise, que não é só climática, mas também econômica, energética, ambiental, social e de valores.


Daí que os governos dos países ricos, e agora aderidos pelos países ditos emergentes, dentre eles o Brasil, estão mais preocupados em recuperar o seu poderio, no controle ou repartição do mundo, ao invés de consertar o estrago que vem causando ao meio ambiente como conseqüência do modelo econômico que adotaram: poluidor, de extrativismo industrial e depredador, responsável pela atual catástrofe de inundações, secas, processos de desertificação, degelos, desaparecimento de espécies e ecossistemas, chuva ácida, poluição urbana, águas contaminadas, doenças, conflitos sociais, deslocamento populacional, empobrecimento, depredação de recursos naturais, descaracterização sociocultural e riscos de dizimação de povos, enfim, de atentados contra a vida do planeta e da humanidade.


Por isso, antes de pensar na transferência de recursos para os países pobres ou na discussão e implementação de mecanismos de compra de crédito de carbono, a preocupação dos governos deve ser assumir metas concretas necessárias para a efetiva e comprovada redução de gases de efeito estufa nos seus respectivos países.


A contribuição dos povos indígenas no enfrentamento da mudança climática e na preservação da biodiversidade e dos recursos naturais nos diversos biomas não é de agora, e isso tem que ser reconhecido e valorizado pelo Governo e o povo brasileiro. Por isso é fundamental que se conclua a demarcação das terras indígenas e se garanta a sua proteção perante as distintas formas de invasão: empreendimentos madeireiros, latifundiários, agroexportadores, garimpo e pesca ilegal, empresas de mineração e grandes empreendimentos de infra-estrutura.


O Governo brasileiro deve também respeitar rigorosamente ás normas nacionais e internacionais que asseguram o direito dos povos indígenas à consulta livre, prévia e informada, assegurada principalmente nos artigos 6º e 7º da Convenção 169 da Organização Internacional do Trabalho (OIT) e na Declaração da ONU sobre os direitos dos povos indígenas.


Nessas condições, não basta pretender mostrar ao mundo, no marco das negociações sobre a Convenção do clima, que a sociedade civil é consultada, porque até o momento essa participação se deu de maneira informal, limitada e praticamente sem a participaçao dos povos e organizações indígenas.


Para a APIB, está mais do que claro que não cabe somente ao governo, e muito menos a setores empresariais, organizações não governamentais e até indivíduos oportunistas, definir o destino e a participação dos povos indígenas em quaisquer medidas ou ações que afete os seus interesses.


Até o momento, o Governo brasileiro possibilitou processos de consulta em questões como o Estatuto dos Povos Indígenas e a Política Nacional de Gestão Territorial e Ambiental em Terras Indígenas (PNGATI). Por que então não envolver os povos indígenas na discussão da questão climática, dos serviços ambientais e inclusive dos mecanismos de Redução de emissões por desmatamento e degradação (REDD), mesmo para fins de esclarecimento sobre o assunto e para saber se os povos e comunidades indígenas estão ou não interessados em participar desta nova promessa de “bem-estar” e “futuro promissor”?


A APIB alerta sobre os riscos de quaisquer iniciativas que ao invés de levar melhorias podem prejudicar a integridade sociocultural, territorial e ambiental das terras e povos indígenas.


Como em outras ocasiões, a APIB reitera o seu entendimento a respeito das políticas públicas voltadas aos povos indígenas, no sentido de que a participação dos povos indígenas deve ser garantida na sua formulação, implementação e avaliação, através do diálogo institucionalizado e formal. E as políticas, programas e projetos devem se pautar pela transversalidade e a articulação interna para assegurar a sua gestão e aplicabilidade eficiente, atingindo os seus objetivos mas sobretudo os interesses e as aspirações dos seus destinatários. Essa unidade de ação necessariamente requer de uma visão e comportamento articulado dos distintos órgãos de governo envolvidos com a questão indígena.


Dessa forma a APIB espera que o Governo brasileiro assegure processo qualificado de consulta aos povos indígenas, para não omitir a sua participação e contribuição na elaboração do Plano Nacional de Mudança Climática, sem esquecer que esta questão não pode ser tratada de forma isolada, mas sim no contexto da PNGATI, cujos objetivos já tratam dos serviços ambientais oferecidos pelos povos e terras indígenas, além de muitas outras demandas e propósitos relacionados com a gestão territorial e ambiental dessas terras.


Ao governo, às organizações não governamentais e outros interesses estranhos exigimos que parem de assediar e inculcar nos nossos povos e comunidades ilusões e propósitos relacionados com o mercado de carbono que podem comprometer a sua integridade sociocultural, respeitando o nosso ritmo e a criação de condições para o entendimento desta e outras questões emergentes, em prol da preservação dos nossos territórios e suas riquezas, mas principalmente da nossa vida.

terça-feira, 9 de novembro de 2010

Aquecimento global é inevitável e 6 bi morrerão

Por Jeff Goodell

James Lovelock, renomado cientista, diz que o aquecimento global é irreversível - e que mais de 6 bilhões de pessoas vão morrer neste século

James Lovelock, sempre provocador, acredita que a raça humana está em perigo real e imediato. "Será uma época sombria, mas emocionante".

Aos 88 anos, depois de quatro filhos e uma carreira longa e respeitada como um dos cientistas mais influentes do século 20, James Lovelock chegou a uma conclusão desconcertante: a raça humana está condenada. "Gostaria de ser mais esperançoso", ele me diz em uma manhã ensolarada enquanto caminhamos em um parque em Oslo (Noruega), onde o estudioso fará uma palestra em uma universidade. Lovelock é baixinho, invariavelmente educado, com cabelo branco e óculos redondos que lhe dão ares de coruja. Seus passos são gingados; sua mente, vívida; seus modos, tudo menos pessimistas. Aliás, a chegada dos Quatro Cavaleiros do Apocalipse - guerra, fome, pestilência e morte - parece deixá-lo animado. "Será uma época sombria", reconhece. "Mas, para quem sobreviver, desconfio que vá ser bem emocionante."

Na visão de Lovelock, até 2020, secas e outros extremos climáticos serão lugar-comum. Até 2040, o Saara vai invadir a Europa, e Berlim será tão quente quanto Bagdá. Atlanta acabará se transformando em uma selva de trepadeiras kudzu. Phoenix se tornará um lugar inabitável, assim como partes de Beijing (deserto), Miami (elevação do nível do mar) e Londres (enchentes). A falta de alimentos fará com que milhões de pessoas se dirijam para o norte, elevando as tensões políticas. "Os chineses não terão para onde ir além da Sibéria", sentencia Lovelock. "O que os russos vão achar disso? Sinto que uma guerra entre a Rússia e a China seja inevitável." Com as dificuldades de sobrevivência e as migrações em massa, virão as epidemias. Até 2100, a população da Terra encolherá dos atuais 6,6 bilhões de habitantes para cerca de 500 milhões, sendo que a maior parte dos sobreviventes habitará altas latitudes - Canadá, Islândia, Escandinávia, Bacia Ártica.

Até o final do século, segundo o cientista, o aquecimento global fará com que zonas de temperatura como a América do Norte e a Europa se aqueçam quase 8 graus Celsius - quase o dobro das previsões mais prováveis do relatório mais recente do Painel Intergovernamental sobre a Mudança Climática, a organização sancionada pela ONU que inclui os principais cientistas do mundo. "Nosso futuro", Lovelock escreveu, "é como o dos passageiros em um barquinho de passeio navegando tranqüilamente sobre as cataratas do Niagara, sem saber que os motores em breve sofrerão pane". E trocar as lâmpadas de casa por aquelas que economizam energia não vai nos salvar. Para Lovelock, diminuir a poluição dos gases responsáveis pelo efeito estufa não vai fazer muita diferença a esta altura, e boa parte do que é considerado desenvolvimento sustentável não passa de um truque para tirar proveito do desastre. "Verde", ele me diz, só meio de piada, "é a cor do mofo e da corrupção."

Se tais previsões saíssem da boca de qualquer outra pessoa, daria para rir delas como se fossem devaneios. Mas não é tão fácil assim descartar as idéias de Lovelock. Na posição de inventor, ele criou um aparelho que ajudou a detectar o buraco crescente na camada de ozônio e que deu início ao movimento ambientalista da década de 1970. E, na posição de cientista, apresentou a teoria revolucionária conhecida como Gaia - a idéia de que nosso planeta é um superorganismo que, de certa maneira, está "vivo". Essa visão hoje serve como base a praticamente toda a ciência climática. Lynn Margulis, bióloga pioneira na Universidade de Massachusetts (Estados Unidos), diz que ele é "uma das mentes científicas mais inovadoras e rebeldes da atualidade". Richard Branson, empresário britânico, afirma que Lovelock o inspirou a gastar bilhões de dólares para lutar contra o aquecimento global. "Jim é um cientista brilhante que já esteve certo a respeito de muitas coisas no passado", diz Branson. E completa: "Se ele se sente pessimista a respeito do futuro, é importante para a humanidade prestar atenção."

Lovelock sabe que prever o fim da civilização não é uma ciência exata. "Posso estar errado a respeito de tudo isso", ele admite. "O problema é que todos os cientistas bem intencionados que argumentam que não estamos sujeitos a nenhum perigo iminente baseiam suas previsões em modelos de computador. Eu me baseio no que realmente está acontecendo."

Quando você se aproxima da casa de Lovelock em Devon, uma área rural no sudoeste da Inglaterra, a placa no portão de metal diz, claramente: "Estação Experimental de Coombe Mill. Local de um novo hábitat. Por favor, não entre nem incomode".
Depois de percorrer algumas centenas de metros em uma alameda estreita, ao lado de um moinho antigo, fica uma casinha branca com telhado de ardósia onde Lovelock mora com a segunda mulher, Sandy, uma norte-americana, e seu filho mais novo, John, de 51 anos e que tem incapacidade leve. É um cenário digno de conto de fadas, cercado de 14 hectares de bosques, sem hortas nem jardins com planejamento paisagístico. Parcialmente escondida no bosque fica uma estátua em tamanho natural de Gaia, a deusa grega da Terra, em homenagem à qual James Lovelock batizou sua teoria inovadora.

A maior parte dos cientistas trabalha às margens do conhecimento humano, adicionando, aos poucos, nova informações para a nossa compreensão do mundo. Lovelock é um dos poucos cujas idéias fomentaram, além da revolução científica, também a espiritual. "Os futuros historiadores da ciência considerarão Lovelock como o homem que inspirou uma mudança digna de Copérnico na maneira como nos enxergamos no mundo", prevê Tim Lenton, pesquisador de clima na Universidade de East Anglia, na Inglaterra. Antes de Lovelock aparecer, a Terra era considerada pouco mais do que um pedaço de pedra aconchegante que dava voltas em torno do Sol. De acordo com a sabedoria em voga, a vida evoluiu aqui porque as condições eram adequadas: não muito quente nem muito frio, muita água. De algum modo, as bactérias se transformaram em organismos multicelulares, os peixes saíram do mar e, pouco tempo depois, surgiu Britney Spears.

Na década de 1970, Lovelock virou essa idéia de cabeça para baixo com uma simples pergunta: Por que a Terra é diferente de Marte e de Vênus, onde a atmosfera é tóxica para a vida? Em um arroubo de inspiração, ele compreendeu que nossa atmosfera não foi criada por eventos geológicos aleatórios, mas sim devido à efusão de tudo que já respirou, cresceu e apodreceu. Nosso ar "não é meramente um produto biológico", James Lovelock escreveu. "É mais provável que seja uma construção biológica: uma extensão de um sistema vivo feito para manter um ambiente específico." De acordo com a teoria de Gaia, a vida é participante ativa que ajuda a criar exatamente as condições que a sustentam. É uma bela idéia: a vida que sustenta a vida. Também estava bem em sintonia com o tom pós-hippie dos anos 70. Lovelock foi rapidamente adotado como guru espiritual, o homem que matou Deus e colocou o planeta no centro da experiência religiosa da Nova Era. O maior erro de sua carreira, aliás, não foi afirmar que o céu estava caindo, mas deixar de perceber que estava. Em 1973, depois de ser o primeiro a descobrir que os clorofluocarbonetos (CFCs), um produto químico industrial, tinham poluído a atmosfera, Lovelock declarou que a acumulação de CFCs "não apresentava perigo concebível". De fato, os CFCs não eram tóxicos para a respiração, mas estavam abrindo um buraco na camada de ozônio. Lovelock rapidamente revisou sua opinião, chamando aquilo de "uma das minhas maiores bolas fora", mas o erro pode ter lhe custado um prêmio Nobel.

No início, ele também não considerou o aquecimento global como uma ameaça urgente ao planeta. "Gaia é uma vagabunda durona", ele explica com freqüência, tomando emprestada uma frase cunhada por um colega. Mas, há alguns anos, preocupado com o derretimento acelerado do gelo no Ártico e com outras mudanças relacionadas ao clima, ele se convenceu de que o sistema de piloto automático de Gaia está seriamente desregulado, tirado dos trilhos pela poluição e pelo desmatamento. Lovelock acredita que o planeta vai recuperar seu equilíbrio sozinho, mesmo que demore milhões de anos. Mas o que realmente está em risco é a civilização. "É bem possível considerar seriamente as mudanças climáticas como uma resposta do sistema que tem como objetivo se livrar de uma espécie irritante: nós, os seres humanos", Lovelock me diz no pequeno escritório que montou em sua casa. "Ou pelo menos fazer com que diminua de tamanho."

Se você digitar "gaia" e "religion" no Google, vai obter 2,36 milhões de páginas - praticantes de wicca, viajantes espirituais, massagistas e curandeiros sexuais, todos inspirados pela visão de Lovelock a respeito do planeta. Mas se você perguntar a ele sobre cultos pagãos, ele responde com uma careta: não tem interesse na espiritualidade desmiolada nem na religião organizada, principalmente quando coloca a existência humana acima de tudo o mais. Em Oxford, certa vez ele se levantou e repreendeu Madre Teresa por pedir à platéia que cuidasse dos pobres e "deixasse que Deus tomasse conta da Terra". Como Lovelock explicou a ela, "se nós, as pessoas, não respeitarmos a Terra e não tomarmos conta dela, podemos ter certeza de que ela, no papel de Gaia, vai tomar conta de nós e, se necessário for, vai nos eliminar".
Gaia oferece uma visão cheia de esperança a respeito de como o mundo funciona. Afinal de contas, se a Terra é mais do que uma simples pedra que gira ao redor do sol, se é um superorganismo que pode evoluir, isso significa que existe certa quantidade de perdão embutida em nosso mundo - e essa é uma conclusão que vai irritar profundamente estudiosos de biologia e neodarwinistas de absolutamente todas as origens.

Para Lovelock, essa é uma ideia reconfortante. Considere a pequena propriedade que ele tem em Devon. Quando ele comprou o terreno, há 30 anos, era rodeada por campos aparados por mil anos de ovelhas pastando. E ele se empenhou em devolver a seus 14 hectares um caráter mais próximo do natural. Depois de consultar um engenheiro florestal, plantou 20 mil árvores - amieiros, carvalhos, pinheiros. Infelizmente, plantou muitas delas próximas demais, e em fileiras. Agora, as árvores estão com cerca de 12 metros de altura, mas em vez de ter ar "natural", partes do terreno dele parecem simplesmente um projeto de reflorestamento mal executado. "Meti os pés pelas mãos", Lovelock diz com um sorriso enquanto caminhamos no bosque. "Mas, com o passar dos anos, Gaia vai dar um jeito."

Até pouco tempo atrás, Lovelock achava que o aquecimento global seria como sua floresta meia-boca - algo que o planeta seria capaz de corrigir. Então, em 2004, Richard Betts, amigo de Lovelock e pesquisador no Centro Hadley para as Mudanças Climáticas - o principal instituto climático da Inglaterra -, convidou-o para dar uma passada lá e bater um papo com os cientistas. Lovelock fez reunião atrás de reunião, ouvindo os dados mais recentes a respeito do gelo derretido nos pólos, das florestas tropicais cada vez menores, do ciclo de carbono nos oceanos. "Foi apavorante", conta.

"Mostraram para nós cinco cenas separadas de respostas positivas em climas regionais - polar, glacial, floresta boreal, floresta tropical e oceanos -, mas parecia que ninguém estava trabalhando nas consequências relativas ao planeta como um todo." Segundo ele, o tom usado pelos cientistas para falar das mudanças que testemunharam foi igualmente de arrepiar: "Parecia que estavam discutindo algum planeta distante ou um universo-modelo, em vez do lugar em que todos nós, a humanidade, vivemos".

Quando Lovelock estava voltando para casa em seu carro naquela noite, a compreensão lhe veio. A capacidade de adaptação do sistema se perdera. O perdão fora exaurido. "O sistema todo", concluiu, "está em modo de falha." Algumas semanas depois, ele começou a trabalhar em seu livro mais pessimista, A Vingança de Gaia, publicado no Brasil em 2006. Na sua visão, as falhas nos modelos climáticos computadorizados são dolorosamente aparentes. Tome como exemplo a incerteza relativa à projeção do nível do mar: o IPCC, o painel da ONU sobre mudanças climáticas, estima que o aquecimento global vá fazer com que a temperatura média da Terra aumente até 6,4 graus Celsius até 2100. Isso fará com que geleiras em terra firme derretam e que o mar se expanda, dando lugar à elevação máxima do nível de mar de apenas pouco menos de 60 centímetros. A Groenlândia, de acordo com os modelos do IPCC, demorará mil anos para derreter.

Mas evidências do mundo real sugerem que as estimativas do IPCC são conservadoras demais. Para começo de conversa, os cientistas sabem, devido aos registros geológicos, que há 3 milhões de anos, quando as temperaturas subiram cinco graus acima dos níveis atuais, os mares subiram não 60 centímetros, mas 24 metros. Além do mais, medidas feitas por satélite recentemente indicam que o Ártico está derretendo com tanta rapidez que a região pode ficar totalmente sem gelo até 2030. "Quem elabora os modelos não tem a menor noção sobre derretimento de placas de gelo", desdenha o estudioso, sem sorrir.

Mas não é apenas o gelo que invalida os modelos climáticos. Sabe-se que é difícil prever corretamente a física das nuvens, e fatores da biosfera, como o desmatamento e o derretimento da Tundra, raramente são levados em conta. "Os modelos de computador não são bolas de cristal", argumenta Ken Caldeira, que elabora modelos climáticos na Universidade de Stanford, cuja carreira foi profundamente influenciada pelas idéias de Lovelock. "Ao observar o passado, fazemos estimativas bem informadas em relação ao futuro. Os modelos de computador são apenas uma maneira de codificar esse conhecimento acumulado em apostas automatizadas e bem informadas."

Aqui, em sua essência supersimplificada, está o cenário pessimista de Lovelock: o aumento da temperatura significa que mais gelo derreterá nos pólos, e isso significa mais água e terra. Isso, por sua vez, faz aumentar o calor (o gelo reflete o sol, a terra e a água o absorvem), fazendo com que mais gelo derreta. O nível do mar sobe. Mais calor faz com que a intensidade das chuvas aumente em alguns lugares e com que as secas se intensifiquem em outros. As florestas tropicais amazônicas e as grandes florestas boreais do norte - o cinturão de pinheiros e píceas que cobre o Alasca, o Canadá e a Sibéria - passarão por um estirão de crescimento, depois murcharão até desaparecer. O solo permanentemente congelado das latitudes do norte derrete, liberando metano, um gás que contribui para o efeito estufa e que é 20 vezes mais potente do que o CO2... e assim por diante. Em um mundo de Gaia funcional, essas respostas positivas seriam moduladas por respostas negativas, sendo que a maior de todas é a capacidade da Terra de irradiar calor para o espaço. Mas, a certa altura, o sistema de regulagem pára de funcionar e o clima dá um salto - como já aconteceu muitas vezes no passado - para uma nova situação, mais quente. Não é o fim do mundo, mas certamente é o fim do mundo como o conhecemos.

O cenário pessimista de Lovelock é desprezado por pesquisadores de clima de renome, sendo que a maior parte deles rejeita a idéia de que haja um único ponto de desequilíbrio para o planeta inteiro. "Ecossistemas individuais podem falhar ou as placas de gelo podem entrar em colapso", esclarece Caldeira, "mas o sistema mais amplo parece ser surpreendentemente adaptável." No entanto, vamos partir do princípio, por enquanto, de que Lovelock esteja certo e que de fato estejamos navegando por cima das cataratas do Niagara. Simplesmente vamos acenar antes de cair? Na visão de Lovelock, reduções modestas de emissões de gases que contribuem para o efeito estufa não vão nos ajudar - já é tarde demais para deter o aquecimento global trocando jipões a diesel por carrinhos híbridos. E a idéia de capturar a poluição de dióxido de carbono criada pelas usinas a carvão e bombear para o subsolo? "Não há como enterrar quantidade suficiente para fazer diferença." Biocombustíveis? "Uma idéia monumentalmente idiota." Renováveis? "Bacana, mas não vão nem fazer cócegas." Para Lovelock, a idéia toda do desenvolvimento sustentável é equivocada: "Deveríamos estar pensando em retirada sustentável".

A retirada, na visão dele, significa que está na hora de começar a discutir a mudança do lugar onde vivemos e de onde tiramos nossos alimentos; a fazer planos para a migração de milhões de pessoas de regiões de baixa altitude, como Bangladesh, para a Europa; a admitir que Nova Orleans já era e mudar as pessoas para cidades mais bem posicionadas para o futuro. E o mais importante de tudo é que absolutamente todo mundo "deve fazer o máximo que pode para sustentar a civilização, de modo que ela não degenere para a Idade das Trevas, com senhores guerreiros mandando em tudo, o que é um perigo real. Assim, podemos vir a perder tudo".

Até os amigos de Lovelock se retraem quando ele fala assim. "Acho que ele está deixando nossa cota de desespero no negativo", diz Chris Rapley, chefe do Museu de Ciência de Londres, que se empenhou com afinco para despertar a consciência mundial sobre o aquecimento global. Outros têm a preocupação justificada de que as opiniões de Lovelock sirvam para dispersar o momento de concentração de vontade política para impor restrições pesadas às emissões de gases poluentes que contribuem para o efeito estufa. Broecker, o paleoclimatologista de Columbia, classifica a crença de Lovelock de que reduzir a poluição é inútil como "uma bobagem perigosa".

"Eu gostaria de poder dizer que turbinas de vento e painéis solares vão nos salvar", Lovelock responde. "Mas não posso. Não existe nenhum tipo de solução possível. Hoje, há quase 7 bilhões de pessoas no planeta, isso sem falar nos animais. Se pegarmos apenas o CO2 de tudo que respira, já é 25% do total - quatro vezes mais CO2 do que todas as companhias aéreas do mundo. Então, se você quer diminuir suas emissões, é só parar de respirar. É apavorante. Simplesmente ultrapassamos todos os limites razoáveis em números. E, do ponto de vista puramente biológico, qualquer espécie que faz isso tem que entrar em colapso."

Mas isso não é sugerir, no entanto, que Lovelock acredita que deveríamos ficar tocando harpa enquanto assistimos o mundo queimar. É bem o contrário. "Precisamos tomar ações ousadas", ele insiste. "Temos uma quantidade enorme de coisas a fazer." De acordo com a visão dele, temos duas escolhas: podemos retornar a um estilo de vida mais primitivo e viver em equilíbrio com o planeta como caçadores-coletores ou podemos nos isolar em uma civilização muito sofisticada, de altíssima tecnologia. "Não há dúvida sobre que caminho eu preferiria", diz certa manhã, em sua casa, com um sorriso aberto no rosto enquanto digita em seu computador. "Realmente, é uma questão de como organizamos a sociedade - onde vamos conseguir nossa comida, nossa água. Como vamos gerar energia."

Em relação à água, a resposta é bem direta: usinas de dessalinização, que são capazes de transformar água do mar em água potável. O suprimento de alimentos é mais difícil: o calor e a seca vão acabar com a maior parte das regiões de plantações de alimentos hoje existentes. Também vão empurrar as pessoas para o norte, onde vão se aglomerar em cidades. Nessas áreas, não haverá lugar para quintais ajardinados. Como resultado, Lovelock acredita, precisaremos sintetizar comida - teremos que criar alimentos em barris com culturas de tecidos de carnes e vegetais. Isso parece muito exagerado e profundamente desagradável, mas, do ponto de vista tecnológico, não será difícil de realizar.
O fornecimento contínuo de eletricidade também será vital, segundo ele. Cinco dias depois de visitar o centro Hadley, Lovelock escreveu um artigo opinativo polêmico, intitulado: "Energia nuclear é a única solução verde". Lovelock argumentava que "devemos usar o pequeno resultado dos renováveis com sensatez", mas que "não temos tempo para fazer experimentos com essas fontes de energia visionárias; a civilização está em perigo iminente e precisa usar a energia nuclear - a fonte de energia mais segura disponível - agora ou sofrer a dor que em breve será infligida a nosso planeta tão ressentido".

Ambientalistas urraram em protesto, mas qualquer pessoa que conhecia o passado de Lovelock não se surpreendeu com sua defesa à energia nuclear. Aos 14 anos, ao ler que a energia do sol vem de uma reação nuclear, ele passou a acreditar que a energia nuclear é uma das forças fundamentais no universo. Por que não aproveitá-la? No que diz respeito aos perigos - lixo radioativo, vulnerabilidade ao terrorismo, desastres como o de Chernobyl - Lovelock diz que este é dos males o menos pior: "Mesmo que eles tenham razão a respeito dos perigos, e não têm, continua não sendo nada na comparação com as mudanças climáticas".

Como último recurso, para manter o planeta pelo menos marginalmente habitável, Lovelock acredita que os seres humanos podem ser forçados a manipular o clima terrestre com a construção de protetores solares no espaço ou instalando equipamentos para enviar enormes quantidades de CO2 para fora da atmosfera. Mas ele considera a geoengenharia em larga escala como um ato de arrogância - "Imagino que seria mais fácil um bode se transformar em um bom jardineiro do que os seres humanos passarem a ser guardiões da Terra". Na verdade, foi Lovelock que inspirou seu amigo Richard Branson a oferecer um prêmio de US$ 25 milhões para o "Virgin Earth Challenge" (Desafio Virgin da Terra), que será concedido à primeira pessoa que conseguir criar um método comercialmente viável de remover os gases responsáveis pelo efeito estufa da atmosfera. Lovelock é juiz do concurso, por isso não pode participar dele, mas ficou intrigado com o desafio. Sua mais recente idéia: suspender centenas de milhares de canos verticais de 18 metros de comprimento nos oceanos tropicais, colocar uma válvula na base de cada cano e permitir que a água das profundezas, rica em nutrientes, seja bombeada para a superfície pela ação das ondas. Os nutrientes das águas das profundezas aumentariam a proliferação das algas, que consumiriam o dióxido de carbono e ajudariam a resfriar o planeta. "É uma maneira de contrabalançar o sistema de energia natural da Terra usando ele próprio", Lovelock especula. "Acho que Gaia aprovaria."

Oslo é o tipo perfeito de cidade para Lovelock. Fica em latitudes do norte, que ficarão mais temperadas na medida em que o clima for esquentando; tem água aos montes; graças a suas reservas de petróleo e gás, é rica; e lá já há muito pensamento criativo relativo à energia, incluindo, para a satisfação de Lovelock, discussões renovadas a respeito da energia nuclear. "A questão principal a ser discutida aqui é como manejar as hordas de pessoas que chegarão à cidade", Lovelock avisa. "Nas próximas décadas, metade da população do sul da Europa vai tentar se mudar para cá."

Nós nos dirigimos para perto da água, passando pelo castelo de Akershus, uma fortaleza imponente do século 13 que funcionou como quartel-general nazista durante a ocupação da cidade na Segunda Guerra Mundial. Para Lovelock, os paralelos entre o que o mundo enfrentou naquela época e o que enfrenta hoje são bem claros. "Em certos aspectos, é como se estivéssemos de novo em 1939", ele afirma. "A ameaça é óbvia, mas não conseguimos nos dar conta do que está em jogo. Ainda estamos falando de conciliação."

Naquele tempo, como hoje, o que mais choca Lovelock é a ausência de liderança política. Apesar de respeitar as iniciativas de Al Gore para conscientizar as pessoas, não acredita que nenhum político tenha chegado perto de nos preparar para o que vem por aí. "Em muito pouco tempo, estaremos vivendo em um mundo desesperador, comenta Lovelock. Ele acredita que está mais do que na hora para uma versão "aquecimento global" do famoso discurso que Winston Churchill fez para preparar a Grã-Bretanha para a Segunda Guerra Mundial: "Não tenho nada a oferecer além de sangue, trabalho, lágrimas e suor". "As pessoas estão prontas para isso", Lovelock dispara quando passamos sob a sombra do castelo. "A população entende o que está acontecendo muito melhor do que a maior parte dos políticos."

Independentemente do que o futuro trouxer, é provável que Lovelock não esteja por aí para ver. "O meu objetivo é viver uma vida retangular: longa, forte e firme, com uma queda rápida no final", sentencia. Lovelock não apresenta sinais de estar se aproximando de seu ponto de queda. Apesar de já ter passado por 40 operações, incluindo ponte de safena, continua viajando de um lado para o outro no interior inglês em seu Honda branco, como um piloto de Fórmula 1. Ele e Sandy recentemente passaram um mês de férias na Austrália, onde visitaram a Grande Barreira de Corais. O cientista está prestes a começar a escrever mais um livro sobre Gaia. Richard Branson o convidou para o primeiro vôo do ônibus espacial Virgin Galactic, que acontecerá no fim do ano que vem - "Quero oferecer a ele a visão de Gaia do espaço", diz Branson. Lovelock está ansioso para fazer o passeio, e planeja fazer um teste em uma centrífuga até o fim deste ano para ver se seu corpo suporta as forças gravitacionais de um vôo espacial. Ele evita falar de seu legado, mas brinca com os filhos dizendo que quer ver gravado na lápide de seu túmulo: "Ele nunca teve a intenção de ser conciliador".

Em relação aos horrores que nos aguardam, Lovelock pode muito bem estar errado. Não por ter interpretado a ciência erroneamente (apesar de isso certamente ser possível), mas por ter interpretado os seres humanos erroneamente. Poucos cientistas sérios duvidam que estejamos prestes a viver uma catástrofe climática. Mas, apesar de toda a sensibilidade de Lovelock para a dinâmica sutil e para os ciclos de resposta no sistema climático, ele se mostra curiosamente alheio à dinâmica sutil e aos ciclos de resposta no sistema humano. Ele acredita que, apesar dos nossos iPhones e dos nossos ônibus espaciais, continuamos sendo animais tribais, amplamente incapazes de agir pelo bem maior ou de tomar decisões de longo prazo que garantam nosso bem-estar. "Nosso progresso moral", diz Lovelock, "não acompanhou nosso progresso tecnológico."

Mas talvez seja exatamente esse o motivo do apocalipse que está por vir. Uma das questões que fascina Lovelock é a seguinte: A vida vem evoluindo na Terra há mais de 3 bilhões de anos - e por que motivo? "Gostemos ou não, somos o cérebro e o sistema nervoso de Gaia", ele explica. "Agora, assumimos responsabilidade pelo bem-estar do planeta. Como vamos lidar com isso?"
Enquanto abrimos caminho no meio dos turistas que se dirigem para o castelo, é fácil olhar para eles e ficar triste. Mais difícil é olhar para eles e ter esperança. Mas quando digo isso a Lovelock, ele argumenta que a raça humana passou por muitos gargalos antes - e que talvez sejamos melhores por causa disso. Então ele me conta a história de um acidente de avião, anos atrás, no aeroporto de Manchester. "Um tanque de combustível pegou fogo durante a decolagem", recorda. "Havia tempo de sobra para todo mundo sair, mas alguns passageiros simplesmente ficaram paralisados, sentados nas poltronas, como tinham lhes dito para fazer, e as pessoas que escaparam tiveram que passar por cima deles para sair. Era perfeitamente óbvio o que era necessário fazer para sair, mas eles não se mexiam. Morreram carbonizados ou asfixiados pela fumaça. E muita gente, fico triste em dizer, é assim. E é isso que vai acontecer desta vez, só que em escala muito maior."

Lovelock olha para mim com olhos azuis muito firmes. "Algumas pessoas vão ficar sentadas na poltrona sem fazer nada, paralisadas de pânico. Outras vão se mexer. Vão ver o que está prestes a acontecer, e vão tomar uma atitude, e vão sobreviver. São elas que vão levar a civilização em frente."

(Tradução de Ana Ban)

Fonte: http://www.rollingstone.com.br/edicoes/14/textos/1185

La puerta al infinito

Una vez que crees en la magia del amor, se abre la puerta al infinito.


Los magos y magas de la tierra están organizando en la cuarta dimensión en lo que se puede llamar : La Marcha sagrada de la victoria pacífica. La cuarta dimensión es el tiempo, el tiempo es arte, los magas y magos unidos en creación colectiva realizan el arte en el éxtasis de la liberación. Esta acción de unión es la magia transformando la realidad. La cuarta dimensión es inconsciente y puede ser percibida por nuestra mente de forma consciente. El Sincronario de 13 Lunas y 28 dias nos sirve en re-configurar la mente con el ciclo natural del universo y al seguir sus 3 códigos bese lunar-solar-galáctico nos abre la mente al Orden sincrónico y hace posible la conciencia continua telepática. Entramos así en el dominio del tiempo.

El encantamiento del sueño, el Telektonon son herramientas telepáticas avanzadas para estabilizar los campos de energía planetario-estelar, recapitular la historia, tirar la torre de babel, finalizar la historia ( babilonia,vaticano,g7), restaurar el jardín original en la tierra.

Los magos y magas de la tierra crean la Red de Arte Planetaria, que es capaz de abrir las posibilidades creativas de las artes del éxtasis de la liberación. Las Red de Arte se teje entre todas las dimensiones, la 1D es de la vida, 2D es de los sentidos, la 3D es de la mente, 4d es del tiempo. En esta forma las aventuras son siempre guiadas por nosotros mismos desde la 5 D el No-Tiempo Radial, nuestro ser entero. El otro yo en el más allá.

La civilización actual es el encantamiento de la historia: es la “torre de babel” la que corta el proceso natural de la comunicación entre la 4D y 3D. La mente 3d tiene un fallo genético causado por las “guerras perdidas del tiempo”, de todas formas esta falla es usada a favor de manifestar nuestra existencia. Es por esta razón que existe el espíritu del misterio o el espíritu de aventura, es decir que hay un velo, todo parece tener algo oculto. La curiosidad es nuestra inocencia innata de conocer, de esta forma nos recreamos al vivir, al sentir, al imaginar, al soñar, al realizar… De esta forma se puede jugar al ser planetario, este juego de muchas piezas… unir dimensiones.

El proposito de este escrito es poner atención en nuestra comunicación con nuestra naturaleza esencial , que ésta mas allá de la realidad ordinaria del consenso, refugiado en el mundo de los sueños transmitiendo la intuición…Una llamada a usar nuestra capacidad de imaginación que junto con la atención son el poder creador que guía nuestra acción, nuestros pies nuestras manos en la danza de la liberación.

Establecer la comunicación pura y clara con la 5D y poder jugar a la libre voluntad del amor en todo esplendor. Desde nuestra mente 3D abrazar el tiempo 4D. El tiempo y la mente son la entrada al Reino de la Imaginación, es el Mundo de los Sueños. Unir dimensiones es enlazar nuestra vida a los 5 sentidos del cuerpo y juntar la mente con el tiempo 4D en una unidad funcional de la Madre Tierra.

Nuestro ser desde la 5D nos manda, es decir nos mandamos mensajes a nosotros mismos gracias a estos reinos y mundos invisibles interiores de cada cual. Lo curioso es que también nos mandamos mensajes a través de la sincronia, atraves de las ” casualidades” a través de la 3D, se manifiestan en el mundo físico señales: información que nos hacen avanzar en la evolución. Es decir nosotros creamos nuestra realidad, y podemos cambiarla al usar el poder de enlazar mundos.

Desde la 5D en el ahora radial, nuestro ser usa también la 2D y 1D, que es el inconsciente y pre consciente. La comunión con nuestra 4D es un acto de iniciación al camino del Amor y la Magia. Es la comunión con nuestro ser en el más allá, nuestro ser en el mundo del sueño, en los reinos de la imaginación, que podemos llamar a esta “Holom planetario”, por que siempre reflejamos la totalidad. El Holom planetario es nuestro ser multidimensional que usa 4D del tiempo en sincronía con la armonía universal. Holon es totalidad, cada ser es una totalidad, la tierra es una totalidad, las células, los átomos, los soles y las galaxia. somos totales, somos enteros. Reflejamos el orden universal. La totalidad esta contenida en cada parte. Al cooperar con el holom en la 4D gracias al poder de la consciencia discontinua, se realiza la comunión que da como fruto la consciencia continua. Es por esto una llamado la disciplina de los Magos y Magas, la fuerza espiritual de la Madre Tierra esta despertando .

Es un proceso de iniciación planetaria que es también un acto de sanación planetaria, ya que al unirnos con nuestra Naturaleza la sanación comienza. Yoga es unir lo material y lo espiritual. Cada día practicar “meditación mente natural” y las Practicas del Orden sincrónico. Unir el espacio y la mente, el tiempo y el arte: Respiración, Meditación, Yoga,… vida natural, comunidad, huerta, fuego, 13 lunas y 28 días. Son Técnicas muy sencillas…

El yoga es la unión con nuestra naturaleza. Nuestra Naturaleza tienen una armonia que es una fuente de inspiración. Nosotros somos focos de conciencia, fuente de energía, y con nuestra imaginación convertimos en Tripulante de la Nave tiempo Tierra y navegar por la armonía universal en las olas de la consciencia cósmica. La comunión con el Ahora, la consciencia del “no tiempo radial”, es la forma de unir todas las dimensiones y conectarnos con la fuente central que origina todas las dimensiones. La fuente central de energía esta en todas partes y al mismo tiempo. Nuestra mente natural nace de esta fuente y unirnos consciente-mente con esta fuente es conectar el cielo con la tierra.

Tenemos la meditación que conecta nuestra mente con la fuente central de amor. De esta forma tenemos la mente creativa creando la realidad en la armonía del amor . Tenemos la imaginación de la mente planetaria en el proceso creativo del viaje hacia la unificación telepática de la conciencia. Es decir el poder del ahora de la imaginación en comunión con la Inspiración Cósmica es una Musa, la alianza estelar del ser Planetario: La magia del amor cósmico. Esta es la forma que comprende la unión de: la voluntad y la mente con el espíritu central de la fuente cósmica. La mente 3D permite así reflejar la totalidad del orden multidimensional y asa ser un punto de consciencia del planeta y transformar la realidad con las artes del éxtasis de la liberación.

"Todas las cosas compuestas son inpermanentes", declaró el Señor Buda en la hora de su muerte, ‘sé una lámpara y refúgiate en ti mismo, ¡no busques más autoridad que tú mismo!’ el fuego de la iluminación del Señor Buda encendió muchas lámparas. El libro de Iluminación que Él dejó en la Tierra es un libro para que todos lo conozcan en silencio con la Tierra.”

Así que podemos hacernos la pregunta: “¿cómo podemos nosotros como individuos desarrollar la disciplina personal?” Nuevamente, para poder cultivar el No-Tiempo Radial podemos observar una técnica simple:

Pongan su columna recta. Esto es la toma de consciencia de su cuerpo, a partir de esta postura vertical, tenemos el Cielo arriba y la Tierra abajo y nosotros somos el conducto. La siguiente técnica consiste simplemente en enfocar nuestra atención en la respiración: al exhalar seguimos atentamente nuestra respiración mientras sale, y cuando llegamos al final de nuestro aire, este es el momento del No-Tiempo, y naturalmente sigue después el momento en el que tomamos la siguiente inhalación. Al poner nuestra atención en la respiración, pronto experimentarán su mente, y cuando sienten que la mente esta llena de pensamientos, simplemente vuelven a enfocar la atención en la respiración. Exhalen, relájense y naturalmente ocurrirá la siguiente inhalación. Así que cada vez que se encuentren pensando en un estado de tensión o en cualquier cosa que surja, colóquense nuevamente en esta postura, tomen consciencia de su respiración y regresen al No-Tiempo Radial.

Desde la consciencia de esta meditación su disciplina personal comienza a desarrollarse. A menudo notarán que pierden el equilibrio, así que la manera en la que podemos usar cada experiencia que tenemos es a través del amor propio incondicional y el regreso al equilibrio. Así que mientras caminamos, nos dirigimos a comer y cuando interactuamos con otros, podemos practicar el escuchar primero y entonces podremos oír; también podemos ver primero, y luego observaremos lo que sucede alrededor de nosotros. En ambos ejemplos el punto es permitirnos recibir y de está manera obtendremos una buena reacción. Por ejemplo, antes de hablar es bueno saber con quién estamos hablando. Pues si sabemos cual idioma habla la otra persona nos podremos comunicar mejor. Ahora estos son métodos simples de sentido común. Pero somos humanos muy raros y a menudo nos sentimos muy importantes y nos preparamos a presentarle a otros quién somos, y tal vez nuevamente nos encontremos cayendo fuera de equilibrio. Pero nuevamente, regresemos al amor incondicional, y con este amor propio podremos interactuar con nosotros mismos con compasión.

Estos son métodos y técnicas simples mediante las cuales podemos vivir en armonía siendo cada uno de nosotros un individuo perfecto y bello. Así que cada uno de nosotros sostiene un poder igual y un lugar, pero debido a que vivimos en una bio-diversidad cultural, podemos desarrollar nuestra armonía al estar sincronizados en el tiempo.

Extraído de : Seminario de Magos y Magas de la Tierra, Picarquin, Chile

CREACION, LAS ERAS Y EL FIN DE CICLO

En un número especial de SYMBOLOS dedicado a Fin de Ciclo,* no podía dejar de tratarse este tema en la Tradición Precolombina y no sólo en la Tradición Hindú, la Hebrea, la Griega, etc., ya que precisamente en esta forma de la Tradición Unánime se encuentra muy desarrollada la doctrina de las Eras, atestiguada en distintos documentos, e implícita en sus calendarios y códices. Estos últimos fueron en verdad sus libros, escritos en cortezas de árboles, y compuestos por pictogramas y jeroglíficos, que eran consultados permanentemente por sus altos sacerdotes y chamanes, pues constituían el depósito de los conocimientos de su Tradición. Libros teúrgicos, describen simbólicamente su sistema cosmogónico y teogónico, las expresiones doctrinales de su cultura, y su contenido práctico -los signos y pinturas eran también trazados mágicos-, se actualizaban cotidianamente y organizaban la vida individual y social. Las jerarquías eclesiásticas y civiles españolas, sabedoras de la importancia de los códices, persiguieron a los que los poseían, y organizaron la quema de los ejemplares que tuvieron a mano, pese a que algunos pocos de ellos pudieron salvarse y hoy nos informan sobre sus contenidos. Sin embargo los sabios indígenas viendo la destrucción de que eran objeto, durante la colonia también redactaron en caracteres latinizados muchos de sus contenidos para preservarlos. Algunos de los más característicos entre ellos son los que publicamos fragmentariamente aquí, directamente vinculados con el tema cíclico, y que son prácticamente desconocidos fuera del área mesoamericana, o sólo leidos por los especialistas en el tema precolombino.

a) Del POPOL VUH, llamado popularmente "la Biblia Maya-Quiché", hay una excelente traducción de Adrián Recinos. Como esta versión se distribuye masivamente, hemos optado por publicar algunos trozos de la transcripción al francés del abate Brasseur de Boubourg, -personaje verdaderamente clave en los estudios precolombinos por el hallazgo y publicación de los principales documentos, especialmente los mayas, ya que fue el editor de la Relación de las cosas del Yucatán de Diego de Landa, el descubridor del Códice Matritense y otros largos etcéteras- en traducción de J. L. Arriola. Brasseur -padre de los estudios mayences-, vivió en Guatemala, aprendió el quiché y utilizó la misma transcripción que usara su primer estudioso, Fray Francisco Ximénez párroco de la iglesia de Santo Tomás Chichicastenango, en donde apareciera el manuscrito original. Desgraciadamente en este caso, como en los siguientes -salvo una breve excepción- no hemos podido incluir las numerosísimas notas y prólogos de los comentaristas de estas obras.

b) Consiste en una selección del LIBRO DE CHILAM BALAM DE CHUMAYEL, denominada Profecías, en la que hemos respetado las notas de la edición, por la extrema dificultad del texto. Estos libros sacros encontrados en distintas ciudades de Yucatán, conforman un cuerpo heterogéneo de textos coloniales, fruto de la sabiduría de los sacerdotes mayas, que vertieron en caracteres latinos parte de sus conocimientos tradicionales. El Chilam Balam del pueblo de Chumayel fue traducido por primera vez por Antonio Mediz Bolio y publicado en 1930. La presente versión tiene como base esa edición, corregida y ampliada con introducción y notas por Mercedes de la Garza, reconocida como uno de los investigadores más importantes de la civilización maya, quien además la cotejó con la versión inglesa de R. Roys y la del Libro de los Libros de Chilam Balam, antología de A. Barrera Vásquez y Silvia Rendón.

c) El estudioso de la civilización Náhuatl, Angel María Garibay K. publicó con el nombre de TEOGONIA E HISTORIA DE LOS MEXICANOS, en 1965, tres opúsculos del siglo XVI. Del primero, "Historia de los mexicanos por sus pinturas", reproducimos diez capítulos del comienzo. Del segundo, "Mitos Cosmogénicos Tezcocanos", que se publicó en Francia, con el nombre de Histoire de Mechique, que se encuentra actualmente en la Biblioteca Nacional de París, y que diera a la luz E. de Jonghe en 1905 y fuere estudiado por A. Thèvet, editamos una serie de fragmentos de indudable interés que se completan con el resto del material que aquí mismo publicamos.

d) Se trata del CODICE CHIMALPOPOCA, conformado por 3 documentos distintos, dos de los cuales reproducimos en parte: "Los Anales de Cuauhtitlán" y la "Leyenda de los Soles". Ambos fueron publicados y traducidos del náhuatl en 1945 por el historiador Primo Feliciano Velázquez. Descubiertos por el italiano Lorenzo Boturini (1736-1740) en el colegio de los jesuítas, estaban copiados por Fernando de Alva Ixtilxóchitl. Este autor, descendiente directo del último rey de Tezcoco, atesoró en su biblioteca el escrito citado vinculado con una famosa y anónima fuente que, como las que manejara el padre Bernardino de Sahagún y utilizara fray Diego de Olmos, procedía de distintas escuelas de sabios indígenas latinizados por los sacerdotes; en términos generales estos materiales, o bien eran recitados de memoria por los ancianos, a modo de "leyendas", o leídos directamente de sus "libros de pinturas" (códices). Estos escritos fueron también estudiados por el ya nombrado abate Brasseur de Boubourg, que los bautizó con este nombre en recuerdo de un sabio descendiente de indígenas notables de ese apellido y se encuentran actualmente depositados en el Museo de Antropología e Historia de México.

Quiere anotarse que nuestra selección de ninguna manera agota el material disponible sobre la doctrina americana de la Génesis, sus Ciclos y sus Ritmos; es decir sobre las Grandes Eras o Creaciones, o Soles (ver aquí: "Poesía Mítica Guaraní", "El Título de Totonicapán", "Textos Mayas: Memorial de Sololá, selección"), especialmente expresados en los códices anteriores a la conquista que aún esperan ser debidamente leídos e interpretados, pese a los adelantos efectuados en este último siglo. También se debe señalar que tanto los libros originales pre-colombinos, como los documentos producidos durante la colonia, tienen como protagonista a Quetzalcóatl-Kukulkán-Gucumatz, el Hermes Atlante (Henoch) que junto con Toth, Elías-Eliseo, Odín (Votan), Viracocha, entre otros, incluso Metatron,1 e innumerables entidades o dioses educadores y salvadores de la Tradición Unánime han de volver al Fin de Ciclo, tal como en la Parusía cristiana el Maestro Jesús. F. G.

domingo, 7 de novembro de 2010

Aumenta el temor en Indonesia por creciente actividad volcánica

El temor y la angustia aumentan hoy entre los ciudadanos de Indonesia cuando servicios de rescate y salvamento contabilizaron cerca de 85 nuevas víctimas por la creciente actividad del volcán Merapi....Siga leyendo, haciendo click en el título...Grupos de rescatistas, sumados a entidades gubernamentales y militares, entre otros, localizaron al menos 85 fallecidos por el estallido del cráter la víspera y continúan la búsqueda de más cadáveres.El Merapi, en erupción desde el pasado 26 de octubre, entró en actividad nuevamente en horas de la mañana con expulsión de nubes de cenizas y gases piroclásticos, según reportó la Agencia de Prevención de Catástrofes.Hasta el momento, además del balance de 85 muertos, se registran 289 heridos, con total de 128 personas fallecidas, víctimas de las nubes ardientes y los vertidos de lava incandescente que escupe a intervalos del volcán, considerado el más peligroso del país.Por su parte, el aeropuerto cercano a la ciudad de Yogyakarta permanece cerrado, y 36 vuelos, en su mayoría internacionales, fueron anulados este sábado a la salida y la llegada a Yakarta.Sin embargo, el aeropuerto de Solo, cerrado en horas tempranas, reabrió horas después.El Merapi, que se eleva a dos mil 914 metros de altura sobre el nivel del mar, provocó cerca de 22 mil evacuados por ubicarse en medio de una región muy poblada del centro de la isla de Java.Por su parte, el presidente indonesio Susilo Bambang, inmerso en las labores de rescate y salvamento desde que el cráter comenzara su actividad, supervisó hoy las operaciones desde la oficina establecida en Yogyakarta para asegurar la rapidez y eficacia.Indonesia, asentada sobre el llamado "Anillo de Fuego", posee la mayor concentración volcánica del mundo, con 500 cráteres de los cuáles 168 son activos y más de la mitad de ellos son considerados peligrosos.

terça-feira, 2 de novembro de 2010

EL VERDADERO MENSAJE MAYA


Extractos de la Investigación realizada por Carlos Barrios,historiador yantropólogo Carlos Barrios nació en una familia española en El Altiplano las tierras altas de Guatemala . Su hogar se encontraba en Huehuetenango lugar habitado por la tribu Maya Mam. Junto con otros mayas y otros guardianes de la tradición indígena, los Mam mantienen parte de las viejas costumbres en Turtle Island (USA).Son guardianes del tiempo, autoridades en extraordinarios calendariosantiguos y relevantes. Barrios es historiador, antropólogo e investigador.Después de estudiar con los ancianos tradicionales durante 25 años, (desdelos 19), se convirtió en un Ajq’ij Maya, sacerdote ceremonial y guíaespiritual del Clan del Águila.Hace años, junto a su hermano Gerardo, Carlos inició una investigación sobrelos diferentes calendarios mayas. Estudió con muchos maestros. Paraampliar su esfera de conocimiento, su hermano entrevistó a cerca de 600ancianos mayas tradicionales. “Los antropólogos visitan los lugares en dondese levantan los templos, leen las inscripciones e inventan historias acercade los mayas, pero no interpretan correctamente los signos. Es suimaginación … Otros escriben acerca de profecías en nombre de losmayas”.Dicen que el mundo se acabará en diciembre del 2012. Los ancianos mayasestán furiosos con esto. El mundo no se va a acabar. Será transformado.Los indígenas tienen los calendarios y saben como interpretarlosacertadamente, no los otros. ”La comprensión del tiempo, las estaciones y los ciclos en los CalendariosMayas ha probado ser vasta y sofisticada. Los mayas entienden 17calendarios diferentes, algunos de los cuales trazan precisos esquemas deltiempo abarcando períodos de más de diez millones de años. El calendarioque ha estado llamando constantemente la atención desde 1987 es llamado elTzolk’in o Cholq’ij. Calculado hace milenios y basado en el ciclo de lasPleyades, se le considera como sagrado. Con sus calendarios nativos, losmayas se han mantenido informados sobre importantes momentos de cambio en la historia. Por ejemplo, los ‘guardianes del día’ que estudian loscalendarios, identificaron un día importante en el año Ce Acal (Una Caña),como fuera llamado por los mexicanos. Ese era el día en que se profetizabaque un importante ancestro regresaría “viniendo como una mariposa”. En elcalendario occidental el Una Caña coincidía con el Domingo de Pascua, 21 deabril de 1519, el día en que Hernán Cortés y su flota de 11 galeonesespañoles llegaran desde el Este a lo que hoy en día se conoce como Veracruzen México. Cuando los barcos españoles llegaron a la costa, los pobladoresindígenas esperaban y observando lo que pasaría.Los inflados velámenes de los barcos ciertamente hicieron pensar a quienesmontaban guardia, en un número de mariposas gigantes que pasaban rozando la superficie del océano. De este modo se iniciaba una nueva era, como lohabían anticipado en sus calendarios. Los mayas la bautizaron como la erade los Nueve Bolomtikus, o Nueve Infiernos, de 52 años cada uno. Durante eldesarrollo de estos nueve ciclos, les fueron arrebatadas tierra y libertad alos pueblos nativos. Predominaron la enfermedad, la desconsideración y elultraje.Lo que comenzara con la llegada de Cortés, duró hasta el 16 de agosto de1987 –fecha que muchos pueblos recuerdan como de la ConvergenciaArmónica-. Millones aprovecharon esa fecha para llevar a cabo ceremoniasen lugares sagrados, orando por una apacible transición a una nueva era, elMundo del Sexto Sol.Desde 1987 hasta ahora, dice Barrios, hemos estado en un tiempo en que elmundo materialista está desapareciendo, lenta pero inexorablemente. Nosencontramos en la cúspide de la era en que comienza la paz y la gente viveen armonía con la Madre Tierra. Ya no estamos en el Mundo del Quinto Sol,aunque no llegamos aún al Mundo del Sexto Sol. Este es el períodointermedio, el período de transición. Mientras pasamos por la transición,se produce una colosal convergencia global de destrucción medioambiental,caos social, guerra y progresivos cambios en la Tierra.Todo esto, dice Barrios, fue previsto por la vía de la simple matemáticaespiral de los calendarios mayas. ”Va a cambiar, observa Barrios. Todo va acambiar.” Dice que los mayasGuardianes del Día ven el 21 de diciembre del2012 como un renacimiento, el comienzo del Mundo del Quinto Sol. Será elinicio de una nueva era que será indicada por el cruce del ecuador galácticodel meridiano solar, en que la tierra se alineará con el centro de lagalaxia.Al amanecer del 21 de diciembre del 2012, el Sol se elevará para coincidircon la intersección de la Vía Láctea y el plano de la elíptica. Esta cruzcósmica es considerada como una personificación del Árbol Sagrado, el Árbolde la Vida, un árbol recordado en todas las tradiciones espirituales delmundo. Algunos observadores dicen que esta alineación con el corazón de lagalaxia en el 2012, abrirá un canal para que la energía cósmica fluya através de la tierra, purificándola y a todo lo que more sobre ella,elevándolo todo a un nivel superior de vibración.El proceso ya ha comenzado, sugiere Carlos Barrios. ”El cambio se estáacelerando ahora y continuará acelerándose.” Si la gente de la tierra puedellegar a esta fecha de 2012 en buen estado, sin haber destruido demasiadodel planeta, dice, ascenderemos a un nivel nuevo, superior. Mas para llegarallí, debemos transformar a fuerzas enormemente poderosas que buscanbloquear el camino.Desde su entender de la tradición maya y de los calendarios, Barrios ofreceun cuadro del punto en que nos encontramos y de lo que podría esperarnos más adelante por el camino: la fecha especificada en el calendario, el Solsticiode Invierno del 2012 no marca el fin del mundo.Muchos aficionados que escriben sobre el calendario maya, sensacionalizanesta fecha, pero no saben. Los que saben son los ancianos indígenas aquienes se les ha confiado el conservar la tradición.“La humanidad va a continuar –sostiene– aunque de una manera diferente. Lasestructuras materiales cambiarán. Gracias a eso tendremos oportunidad deser más “humanos”. Estamos viviendo en la era más importante de loscalendarios y profecías mayas. Todas las profecías del mundo, todas lastradiciones, están convergiendo ahora. No queda tiempo para juegos. Elideal espiritual de esta era es la acción. Muchas almas poderosas hanreencarnado en esta era, con una cantidad de poder. Esto vale para amboslados, el de la luz y el de la oscuridad.”Una alta magia está actuando por ambos lados. Las cosas van a cambiar, masdependerá de la gente lo difíciles o fáciles que sean los cambios que seproduzcan. La economía es hoy día una ficción. Los primeros cinco años detransición, agosto de 1987 a agosto de 1992, marcaron el comienzo de ladestrucción del mundo material. Hemos progresado diez años másprofundamente hacia la fase de transición, y muchas de las así llamadasfuentes de estabilidad financiera son, de hecho, vacuas. Los bancos sondébiles. Este es un momento delicado para ellos. Podrían quebrarglobalmente si no prestamos atención. Si los bancos quebraran… estaríamosforzados a depender de la tierra y de nuestras capacidades. Los sistemasmonetarios estarían en un caos, y nosotros tendríamos que depender denuestra relación directa con la Tierra para nuestra alimentación y cobijo.Tanto el Polo Norte como el Sur se están desmembrando. El nivel de lasaguas en los océanos va a elevarse. Sin embargo, al mismo tiempo, seelevarán territorios desde el océano, en especial cerca de Cuba.Llamado a la Unión: Cuando se reunió con audiencias en Santa Fe, el Sr.Barrios narró una historia acerca de las más recientes ceremonias del AñoNuevo Maya en Guatemala. Dijo que un respetado anciano, que vive todo elaño en una solitaria caverna en la montaña, viajó hasta Chichicastenangopara hablarle a los asistentes a dicha ceremonia. El anciano entregó unsimple y directo mensaje. Llamó a los seres humanos a unirse en apoyo de lavida y la luz. Actualmente, cada persona o grupo va por su propio camino.El anciano de las montañas dijo habrá esperanza si las gentes de la luzpueden juntarse y unirse de algún modo.Reflexionando al respecto, Barrios explicó : “Vivimos en un mundo depolaridades : dia y noche, hombre y mujer, positivo y negativo. La luz y laoscuridad se necesitan mutuamente. Ellas son un equilibrio. En estosmomentos el lado oscuro es muy fuerte, y tiene muy claro lo que quiere.Tiene sus visiones y prioridades claramente establecidas, y también sujerarquía. Está trabajando de muchas maneras para que seamos incapaces deconectarnos con la espiral del Quinto Mundo en el 2012.“Por el lado de la luz, todos piensan que son los más importantes, que supropio entendimiento o los entendimientos de su grupo, son clave. Existeuna diversidad de culturas y de opiniones, de modo que hay competencia,difusión y no un foco único.”“El lado oscuro trabaja para bloquear la fusión, a través de la negación yel materialismo. También actúa para destruir a quienes están trabajando conla luz para llevar a la Tierra a un nivel superior. Al lado oscuro le gustala energía del Cuarto Mundo materialista y decadente. No quieren que cambieni quiere la fusión. Quiere mantenerse en este nivel, y le teme al próximo. El oscuro poder del decadente Cuarto Mundo no puede ser destruido ni vencido. Es demasiado fuerte y claro, y esa es la estrategia errada. Lo oscuro sólo puede ser transformado cuando se le confronta con simplicidad y la abierta cordialidad. Esto es lo que lleva a la fusión, un concepto clave para el Mundo del Quinto Sol.”Barrios indica que la emergente era del Sexto Sol, llamará la atenciónsobre un muy descuidado elemento. Mientras los cuatro elementostradicionales de tierra, aire, fuego y agua han dominado varias épocas en elpasado, habrá un quinto elemento que considerar en la era del Sexto Sol: eléter. El diccionario define al éter como el rarificado elemento de los cielos. El éter es un medio. Llena todo el espacio y transmite ondas de energía en una amplia gama de frecuencias, desde los teléfonos celulares hasta las auras humanas.Lo que es “etéreo” es relacionado con las regiones allende la tierra : loscielos. El éter, el elemento del Quinto Sol, es celestial y carece desustancia material, aunque no es menos real que la madera, la piedra o lacarne. ”Dentro del contexto de éter se puede dar una fusión de laspolaridades”, dijo Barrios. ”Ya no más oscuridad o luz en la gente, sinouna fusión elevada por encima de ellas.”Mas en estos momentos, el ámbito de la oscuridad no está interesado enello. Está organizado para bloquearlo. Busca desestabilizar la Tierra y sumedioambiente para que no estemos preparados para la alineación del 2012.Necesitamos trabajar juntos por la paz y el equilibrio con el otro lado.Necesitamos cuidar de la Tierra que nos alimenta y nos cobija. Necesitamosponer toda nuestra mente y corazón en buscar la unidad y la fusión ahora,para enfrentar al otro lado y preservar la vida, para estar Preparados paraeste Momento en la Historia.Carlos Barrios dijo a su audiencia en Santa Fe que nos hallamos en unmomento crítico de la historia del mundo. ”Estamos desequilibrados –dijo–No podemos seguir jugando. Nuestro planeta puede ser renovado o devastado.Ahora es el momento para despertar y entrar en acción. Todos somosnecesarios. No estamos aquí sin una razón. Todos los que estamos aquíahora tenemos un propósito importante. Estos son tiempos duros, peroespeciales. Tenemos la oportunidad de crecer, pero debemos estar listospara este momento en la historia.”Ofreció una serie de sugerencias para ayudar a la gente a caminarequilibrada a través de los años por delante. ”Los cambios profetizados seproducirán, –dijo– mas nuestras actitudes y acciones determinarán cuanrigurosos o suaves sean. Necesitamos actuar, introducir cambios y elegirgente que nos represente, que entienda y decida acciones políticas pararespetar la Tierra. “Desarróllense de acuerdo a sus propias tradiciones yal llamado de su corazón, pero recuerden respetar las diferencias yesforzarse por la unidad. Coman sabiamente. Una gran cantidad de alimentosestá corrompido ya sea en lo sutil o lo denso.Presten atención a lo que pongan dentro de sus cuerpos. Aprendan a conservar alimentos y a conservar energía. Aprendan buenas técnicas respiratorias, para mantener un dominio sobre su respiración. Sean claros. Aténganse a alguna tradición con raíces profundas. No importa cual sea, su corazón se los dirá, pero debe tener grandes raíces.Vivimos en un mundo de energía. Una importante tarea en estos tiempos esaprender a percibir la energía en cada cual y en todo: gente, plantas,animales. Esto va a ir siendo cada vez más importante a medida que nosvayamos acercando al Mundo del Quinto Sol, porque está asociado al elemento éter –el ámbito en que vive y se entrelaza la energía-. Diríjanse a sitios sagrados en la tierra para orar por la paz, y mantengan el respeto por laTierra que nos da nuestro alimento, vestido y cobijo. Necesitamos reactivarla energía de estos lugares sagrados. Esa es nuestra tarea.Una simple aunque eficaz técnica de oración, es la de encender una vela decolor blanco o azul pálido. Mediten un momento en paz. Exprésenle suintención a la llama y envíen esa luz hacia los líderes que tengan el poderde llevar a la guerra o a la paz. Tenemos una Tarea que Cumplir.” “Este esun momento crucialmente importante para la humanidad y para la Tierra. Cadapersona es importante. Si han encarnado en esta era, tienen un trabajoespiritual que llevar a cabo para equilibrar al planeta.” Indicó que losancianos han abierto las puertas para que otras razas puedan acercarse almundo maya a recibir la tradición.Los mayas han apreciado y respetado desde hace mucho al hecho que existenotros colores, otras razas y otros sistemas espirituales. ”Ellos saben–dijo– que el destino del mundo maya está relacionado con el destino delmundo entero.” Antes de abandonar Santa Fe dijo el Sr. Barrios:”La mayor sabiduría reside en la simplicidad: El amor, el respeto, la tolerancia,el compartir, la gratitud, el perdón. No es ni complejo ni elaborado. Elconocimiento real es gratuito. Está codificado en el ADN de ustedes. Todolo que necesitan está dentro de ustedes. Grandes maestros lo han dichodesde un principio. Encuentren su corazón, y encontrarán su camino.”

segunda-feira, 1 de novembro de 2010

ECONOMIA DA " RECIPROCIDADE"


A economia da reciprocidade é a política Guarani
O conceito de propriedade para os Guarani é muito diferente do que se entende na sociedade envolvente. O povo Guarani não se considera dono da terra, nem daquilo que vive nela. O que entendem é que receberam de Deus o direito ao usufruto da terra, que deve ser feito de forma respeitosa, equilibrada e limitada, vigiado pelos deuses e os outros Guarani.
Sem se considerar donos das terras, os Guarani respeitam entre si o domínio territorial familiar em cada tekoha, por isso não invadem ou aproveitam de seus recursos sem a devida permissão.
Na economia Guarani, o princípio da solidariedade com o próximo se manifesta de forma coletiva, em que todos trabalham juntos e todos são donos de tudo. O que existe é uma obrigação moral de ajudar sempre que o outro necessitar, de receber ajuda quando precisar e participar com alegria do trabalho do outro Guarani sempre que o outro necessite. Esta ajuda recíproca é chamada de Jopói.
A generosidade é uma das virtudes mais importantes na sociedade Guarani e uma pessoa egoísta, que acumule bens, por exemplo não compartindo aquilo que produz com as demais, é criticada e marginalizada.

pai Ñamandú

POVO GUARANI GRANDE POVO !
Vida Terra Futuro

O verdadeiro pai Ñamandú, o primeiro,
Havendo conhecido em si mesmo
O que há de ser o leito de sua própria terra,
Da sabedoria contida em seu próprio ser celeste;
Em virtude de sua sabedoria que se abre em flor,
Disse que na base de seu bastão (ritual),
Foi engendrando-se a terra.
Disse que se despregara,
No centro da terra que havia de ser,
Uma palmeira verdeazul e outra na morada de Karaí
E outra na morada de Tupã,
E outra eu na origem dos ventos bons,
Nas origens do tempo/espaço primeiro;
Disse que abriu como flor a palmeira verdeazul
Poema de cacique Guarani que explica a criação do universo em
sua visão, registrado no livro de Léon Cadogan: Ayvu rapyta.
Textos míticos de los Mbya Guarani del Guairá
O verdadeiro pai Ñamandú, o primeiro,
Havendo conhecido em si mesmo
O que há de ser o leito de sua própria terra,
Da sabedoria contida em seu próprio ser celeste;
Em virtude de sua sabedoria que se abre em flor,
Disse que na base de seu bastão (ritual),
Foi engendrando-se a terra.
Disse que se despregara,
No centro da terra que havia de ser,
Uma palmeira verdeazul e outra na morada de Karaí
E outra na morada de Tupã,
E outra eu na origem dos ventos bons,
Nas origens do tempo/espaço primeiro;
Disse que abriu como flor a palmeira verdeazul.

Poema de cacique Guarani que explica a criação do universo em
sua visão, registrado no livro de Léon Cadogan: Ayvu rapyta.
Textos míticos de los Mbya Guarani del Guairá

domingo, 31 de outubro de 2010


O projeto "Vôo da Águia" é a maior estratégia global organizada, includente e participativa já lançada em nível mundial, e busca estabelecer interação com a comunidade de Empreendedores Sociais/Cidadãos Planetários que estão fazendo a mudança necessária pela transformação e preservação da Terra e plenitude humana.

http://transnet.ning.com

Señales de los Tiempos: La misión SUNRISE desvela una inesperada actividad en el Sol

Señales de los Tiempos: La misión SUNRISE desvela una inesperada actividad en el Sol

terça-feira, 26 de outubro de 2010

HUNAB KU ¿LA CAUSA DEL CAMBIO?

HUNAB KU

¿Es posible que el centro de la galaxia sea el responsable de los intensos cambios climáticos que estamos enfrentando? ¿Los mayas tenían razón al señalar el distante centro de la Vía Láctea?

Un enigma en el centro de la galaxia

La Vía Láctea es una formación espiral que contiene más de 200,000 millones de estrellas. Con un diámetro estimado de 100,000 años luz, nuestro Sol se ubica a unos 27,700 años luz de su núcleo. Allí, en su centro, se encuentra una poderosa fuente de energía que, supuestamente, los mayas conocían. Hoy en día los estudiosos de las profecías mayas se refieren a esa misteriosa fuente de poder como Hunab Ku, o “Hemal Ku”, la “Deidad Primigenia”.

No pocos investigadores relacionan a Hunab Ku —para los mayas, el “Creador y el centro de todo”— con el personaje mitológico Hun-Hunahpú, mencionado en el libro sagrado Popol Vuh como el dios del Juego de la Pelota, un ritual maya que escondería el desarrollo de un gran evento cósmico, en donde Hun-Hunahpú encarnaría al núcleo galáctico y aportaría una probable fecha de conexión: Hun, o Uno Hunahpú, equivale al nombre “Uno Ahau”, presente a todas luces en el calendario maya como el “primer sol”, detalle que diversos investigadores asocian al solsticio del 21 de diciembre de 2012, día en que se cierra la Cuenta Larga. Al margen de ello, el sagrado Popol Vuh parece proteger en sus relatos un conocimiento antiguo que se camufla bajo la fachada del Juego de la Pelota.

El juego consistía en un rito de iniciación, muerte y renacimiento. Representaba para ellos el “origen del Universo”. La lucha que se daba no era, en realidad, entre los “jugadores”, sino que éstos representaban astros y fenómenos celestes. En descifrar todo ello está la clave.

Este juego tuvo diversas variantes de acuerdo a la época y el lugar donde se practicaba. Por lo general, se empleaba una pelota hecha de caucho que se golpeaba con la cintura, las rodillas, los hombros y los codos. El objetivo del juego era pasar la pelota a través de un pequeño anillo que se ubicaba en una de las paredes del campo de juego. En Chichén Itzá se puede ver uno de estos “campos” en donde se realizaba el ritual. Cuando estuve allí me preguntaba qué significaba para ellos —esotéricamente— hacer pasar la pelota por el anillo. ¿Sería acaso una representación de la Tierra cruzando un umbral o portal cósmico?

Se afirma que con el tiempo el juego se fue deformando al añadirse nuevas reglas, incluso sacrificios humanos para los jugadores que perdían—aunque algunos historiadores ven en ello un símbolo de renacimiento al paraíso—. Como haya sido, exploremos la historia del juego.

De acuerdo al Popol Vuh, Hun-Hunahpú jugaba al Juego de la Pelota con su hermano Vucub Hunahpú en contra de Hun Batz y Hun Choen. El relato dice que el ruido del juego molestó a los Señores de Xibalbá —el inframundo—: Hun Came y VacubCame, quienes retaron a Hun-Hunahpú y a su hermano para jugar en Xibalbá. Valiéndose de engaños y trucos, los Señores de Xibalbá ganaron y decapitaron a los dos hermanos. Más tarde, Ixquic, una joven doncella del inframundo, se acercó al Árbol de Jícara en que yacía transformado Hun-Hunahpú y tomó, clandestinamente, un fruto de ese árbol, que resultó ser la cabeza del dios maya, atado allí por un hechizo de los Señores de Xibalbá.






Se cuenta que la cabeza le escupió en la mano a la doncella, llenándola de magia y dejándola embarazada de dos varones gemelos que más tarde derrotarían a los propios Señores de Xibalbá y “resucitarían” luego a Hun-Hunahpú.

Esta historia podría esconder un mensaje: La resurrección de la luz y el restablecimiento del orden. El relato que habla de traición a manos de otras “deidades”, una venganza por parte de los “hijos”, que son engendrados mágicamente, y la resurrección del personaje principal —Hun-Hunahpú — es sospechosamente similar al mito de Osiris, la conspiración de su hermano Seth, el embarazo de Isis, y la venganza de Horus. ¿Acaso ambos relatos describen la misma historia cósmica? De todas las leyendas y relatos que estudié detenidamente de los mayas, estoy seguro de dos alusiones importantes que se repiten: Al Sol, y si aceptamos la discutida interpretación de Hunab Ku, al mismísimo centro de la galaxia.

El camino a Xibalba Be, también llamado “Camino Negro” —que transitó Hun-Hunahpú— podría estar hablando de la naturaleza del núcleo galáctico. Actualmente sabemos, gracias a la moderna astronomía, que en el corazón de la Vía Láctea se encuentra un agujero negro supermasivo. Y lejos de toda idea preconcebida de que los agujeros negros sólo absorben materia y energía, también emiten radiación. “Me equivoqué”, sostuvo el reconocido físico Stephen Hawking en relación a la tesis que defendió por más de 30 años sobre los agujeros negros y su naturaleza. Hoy se sabe que pueden emitir importante radiación y que en su interior ocurren insospechadas fluctuaciones cuánticas. Resulta sorprendente si los mayas sabían del agujero negro en la Vía Láctea…

Y más inquietante aún si conocían de las radiaciones que emite y que, cada cierto tiempo, alcanzan al Sol y a la Tierra ocasionando grandes mutaciones. Es entonces cuando la profecía del 2012, y la probable advertencia de civilizaciones sumergidas, empiezan a cobrar un giro inusitado y sorprendente. ¿Fue acaso “Hunab Ku” el invisible agente de los grandes cambios cíclicos en la historia de la Tierra? ¿Cómo es posible que un agujero negro, a más de 27,700 años luz de nuestro Sistema Solar, pueda ocasionar semejantes transformaciones? ¿Era éste el mensaje del gran Kukulkán y de los hombres barbados?

El rayo de la mutación

Sugerir que el sabio Kukulkán, pudo ser, el mensajero de este gran acontecimiento, y que pertenecía a un grupo de remanentes de la perdida Atlántida, u otro “mundo sumergido”, resulta chocante e inadmisible para los historiadores ortodoxos. Si existió, dicen, fue tan sólo un extraño personaje que estuvo entre los mayas en el año 1,000 después de Cristo. Supuestamente, en aquellos tiempos les vaticinó el arribo de Hernán Cortés y la dominación posterior del Cristianismo. Y habló de su “regreso”... ¿Será textual o se trata de un símbolo? Rastrear el origen de las profecías mayas es muy difícil. Pero todos los caminos parecen señalar a Kukulkán. Estoy convencido de que aquella enigmática visita de hombres barbados que “llegaron de lejos” es la clave del mensaje. Si aquellos hombres eran supervivientes —o descendientes— de una fantástica cultura que pereció en el mar, y que otrora disponía de tecnología, no resulta tan extraño el que hayan conocido la naturaleza del núcleo galáctico y su influencia en los cambios de la Tierra. Lo que no deja de ser increíble es, que si lo sabían, ¿por qué no pudieron enfrentarlo? Es probable que sus guerras y planes de colonización los hayan distraído peligrosamente. Y cuando quisieron reaccionar, ya era demasiado tarde. Una escena similar al relato del Arca de Noé en el Antiguo Testamento. Nadie quiso escuchar, hasta que llegó el “Diluvio”. No obstante, diversas teorías sugieren que no todos en la Atlántida estaban de acuerdo con el comportamiento bélico. Se cuenta que el Consejo de Sacerdotes estaba al tanto del venidero desastre y, al no poder hacer tomar conciencia a su gente de lo que estaba por suceder, decidieron construir refugios subterráneos. En ellos se depositarían los “Registros Históricos” de su civilización. Pasado el tiempo, los supervivientes enseñarán sus conocimientos a las gentes que se hallaban disgregadas en la superficie. La idea era acelerar el resurgimiento de la civilización humana, y entregar un mensaje, o mejor dicho, una advertencia: No cometer la misma equivocación. Tal vez ellos sabían que 13,000 años más tarde del hundimiento de Atlántida se repetirían los factores cósmicos que su Imperio no supo manejar. Desde luego, es complicado precisar cuál fue la causa final del desastre, pero, sea lo que haya sido, coincidió con el denominado “Rayo de Mutación” que proviene del centro de la Vía Láctea.

Hunab Ku, el Núcleo Galáctico, también conocido como “El Dador de Movimiento y Medida”, emitiría cada cierto espacio de tiempo una “pulsación” de energía que transforma las formas de vida. Aunque en realidad su emanación es constante, tiene “picos” o “explosiones”. Las más importantes sucederían en dos ocasiones dentro de la gran rueda precesional de 25,920 años para otros, sólo ocurre una vez en aquel gran ciclo— en donde “sincroniza” su energía con “Kinich Ahau”, el nombre que los mayas le daban a nuestro Sol. Los chamanes mayas de la actualidad saben de esto, y afirman, desde hace mucho, que el Sol experimentaría grandes cambios que podrían conducir a la Tierra a un verdadero desastre climático. Las energías estarían movilizándose como nunca antes y exigiría de todos nosotros un equilibrio y balance espiritual para sobrellevar la situación. Carlos Castaneda, el célebre antropólogo que publicó en 1968 el Bestseller “Las Enseñanzas de Don Juan”, creía también en la necesidad de prepararse espiritualmente ante los cambios que vendrían. Así lo aprendió de los Yaquis, quienes de acuerdo a “Los Anales de los Cakchiqueles”, fueron la primera tribu maya que se separó del resto de clanes permaneciendo hasta la actualidad.


El “Rayo de la Mutación”, o si queremos llamarlo de otra forma, la radiación del centro galáctico, no sólo afectaría al Sol, sino que éste, como si se tratase de un gigantesco espejo, reenviaría también esa energía al planeta potenciando así los cambios. Si el Sol está mutando debido a una influencia cósmica del agujero negro que se encuentra en el corazón de nuestra Vía Láctea, la teoría oficial del cambio climático por la emisión de gases de efecto invernadero debería, como mínimo, revisarse. ¿Y qué decir de la posible implicancia de esta “radiación cósmica” en la vida humana?

Se trata de un extraño fenómeno que, como decía, ocurre dos veces durante la gran rueda de la precesión, es decir, cada 13,000 años aproximadamente. Así, en el solsticio, la Tierra se alinea con el Sol y con el centro de la galaxia en dos ocasiones durante ese ciclo.


El 21 de diciembre de 2012 se producirá está inquietante alineación que ha sido verificada y constatada por los científicos. Una vez más, el extraordinario conocimiento astronómico de los mayas pone en jaque a nuestra ciencia moderna. Y lo menos que podemos hacer ante ello es escuchar con respeto el mensaje de sus profecías para prepararnos para los tiempos que vienen, después del 2012.

¿Y qué dicen los hallazgos científicos sobre “Hunab Ku”?

En el centro de la galaxia las nubes de polvo cósmico hacen que esa zona sea prácticamente “invisible” para nuestros telescopios ópticos. Sin embargo, con la ayuda de nueva tecnología, como el observatorio orbital de rayos X de la NASA, “Chandra” —además de otros radiotelescopios— los científicos han podido echar una “mirada” al lejano corazón de la galaxia.


Chandra es un satélite artificial que fue lanzado por la NASA —a través del trasbordador Columbia (STS-93)— el 23 de julio de 1999. El ingenio tecnológico puede mirar el espacio en rayos X, con una resolución angular de 0,5 segundos de arco, mil veces mayor que el primer telescopio orbital de rayos X. Entre otras cosas, Chandra reveló que existen prolongaciones energéticas, llamadas “plumas” o “penachos” por los estudiosos, en torno a un agujero negro. Se tratarían de partículas que pueden extenderse hasta 300,000 años luz. Estas extraordinarias fluctuaciones se originarían en agujeros negros supermasivos como el que posee nuestra Vía Láctea. Con los años, los científicos fueron documentando todo cuanto podían aprender del centro galáctico y si su radiación podría afectarnos. El gigantesco agujero negro —también conocido como “estrella A” de Sagitario— es un monstruo que tiene al menos más de cuatro millones de veces la masa de nuestro Sol.

Sin embargo, hasta hace pocos años se pensaba que su radiación era “débil” como para preocuparnos. Pero la actividad energética del centro galáctico se ha incrementado generando muchas preguntas en los astrónomos. El Chandra fue clave para detectar este “cambio” en Hunab Ku. Y no sólo el Chandra. En 2008 se difundió la noticia de que un equipo de astrónomos japoneses, usando el XMM-Newton de la ESA junto a potentes satélites de rayos X de la propia NASA, había descubierto gracias al método de detección de “ecos de luz” que el centro de nuestra galaxia se estaba “despertando”. Las observaciones recolectadas entre 1994 y 2005 revelaban que nubes de gas alrededor del agujero negro aumentaron en su brillo. Una fuerza era despedida desde el centro de la galaxia y estaba empezando a cambiar todo su entorno espacial inmediato. ¿Es esto posible?

Un agujero negro es un cuerpo con un campo gravitatorio gigante, de tal forma que ni la luz o alguna radiación electromagnética podrían escapar de sus fauces. Se sabe que está rodeado de una “Ergoesfera”, una suerte de frontera esférica que permite que la luz sea absorbida. Sin embargo, un agujero negro no está detenido. Se puede mover a grandes velocidades, como si fuese un remolino, tan deprisa que emite rayos X —exactamente lo que detectó el Chandra—. Pero la radiación del centro galáctico es mucho más que rayos X. En el año 2004, diversos astrofísicos de la Universidad de Arizona, del Laboratorio Nacional de Los Alamos, y de la Universidad Adelaide de Australia, descubrieron que el núcleo de la galaxia está emitiendo una importante radiación de rayas gamma, con una energía de “decenas de trillones de electrovoltios”. Describieron el mecanismo del agujero negro como el de un “gran acelerador de partículas” al colisionar protones a grandes velocidades.

Todo esto, desde luego, es la “punta del iceberg”.

Mutaciones en el Sol

Los científicos concuerdan en que hay una variada combinación de factores para que nuestro centro galáctico esté enviando diversos tipos de radiación, que parecen conformar “un rayo” unificado de energía de efectos impensados. Como fuere, todos los hombres de ciencia coinciden en que el responsable de este fenómeno es el agujero negro supermasivo.

En su polémico libro “Beyond the Big Bang”, el astrofísico Paul Laviolette defiende que el área situada en el centro de nuestra Vía Láctea se activa cada cierto tiempo, “explosionando” en “olas de energía”. Según Laviolette, durante esa fase explosiva, el núcleo de la galaxia vomita rayos gamma, pulsaciones electromagnéticas, polvo cósmico y otros elementos. Por si todo ello fuera poco, el científico calculó que la última vez que ocurrió una explosión semejante fue hace unos 13,000 años. Encaja con la teoría de “dos rayos” durante el gran ciclo precesional…

Y el primer objeto afectado, cuando empiezan estas erupciones cósmicas, es el Sol: Nuestra estrella enana amarilla es la que absorbe inicialmente estas radiaciones que viajan hacia su corona. El fenómeno produciría importantes mutaciones en su estructura y comportamiento, para más tarde afectar, en consecuencia directa, el clima de la Tierra. Y esto lo estamos viendo.

Sin ir muy lejos, el año 2005 —que se suponía tendría pocas manchas solares— nos sorprendió con una explosión de clase “X7” en el Sol. Aquella imprevisible tormenta solar lanzó varios millones de toneladas de protones que se transportaron desde el Sol hasta la Tierra en un espacio de tiempo inferior a media hora, cuando lo “establecido” marca que se demore entre uno o dos días. ¿Cómo viajó tan rápido hasta nosotros?

Estas explosiones, llamadas “eyecciones de masa coronal” (EMC) se han incrementando de manera preocupante estos últimos años. Las más violentas —las “X”— han coincidido con perturbaciones en la red de satélites, toda la infraestructura de la comunicación, la navegación aérea, y ni qué decir del clima. Las EMC se hallaron íntimamente conectadas con inundaciones, huracanes, sequías, y demás perturbaciones en el planeta. Y hay que decir que muchas veces la NASA ha demorado en entregar a tiempo el reporte de lo graves que fueron estas explosiones solares. ¿Por qué? En la medida en que este evento en el Sol se ha ido incrementando —supuestamente, generado por la radiación del centro galáctico— el campo magnético de nuestro mundo fue decreciendo de manera alarmante. Como sabemos, aquel importante campo de energía, o “magnetosfera”, es generado por la rotación del núcleo planetario, una mezcla de hierro y níquel que trabaja como una gran dinamo, creando un “escudo” electromagnético que se desprende por los polos. Este campo de energía tiene relación directa con el Sol, por tanto nuestra estrella podría “influir” en el tamaño y forma de nuestra magnetosfera. Si hay alguna “anomalía” —como la que hay— podría distorsionarlo, o hacerle un agujero.

En los últimos cinco mil millones de años, el núcleo de la Tierra ha rotado generando ese poderoso campo magnético protector, que es 1000 veces más fuerte que el de cualquiera de los otros planetas cercanos, como Venus o Marte. De ese escudo depende la vida y la evolución. De hecho, sabemos que más de una especie lo emplea para sus migraciones o para construir sus madrigueras. Aunque los seres humanos creemos que este es un problema sólo para las aves, las ballenas o las comadrejas, la mutación de nuestra estrella, y su acción en la magnetosfera, podría producir desórdenes para todos.

La verdadera causa de los cambios climáticos, como tormentas, inundaciones, e incluso terremotos, podría estar ligada a las mutaciones solares y su conexión con la Tierra. Si todo esto es ocasionado por la radiación de “Hunab Ku”, los mayas no estaban tan equivocados…

Ricardo González

www.legadocosmico.com